Venezuela

Venezuela, país situado en el extremo norte de Sudamérica. Ocupa un área que es más grande que  Francia y Alemania.

Venezuela limita con el Mar Caribe y el Océano Atlántico al norte, con Guyana al este, con Brasil al sur y con Colombia al suroeste y al oeste.

La capital nacional, Caracas, es el principal centro de todo en  Venezuela.

Venezuela administra varias islas y archipiélagos caribeños, entre los que se encuentran la Isla de Margarita, La Blanquilla, La Tortuga, Los Roques y Los Monjes.

Desde principios del siglo XIX, Venezuela ha reclamado jurisdicción sobre el territorio de Guyana, al oeste del río Essequibo, con un total de unas 53.000 millas cuadradas (137.000 kilómetros cuadrados), casi dos tercios de la superficie de Guyana.

Venezuela también ha tenido una larga disputa con Colombia sobre la delimitación de las fronteras marítimas en el Golfo de Venezuela y alrededor del archipiélago de Los Monjes.

País de gran diversidad fisiográfica, Venezuela incorpora las cadenas montañosas de los Andes del norte y el altiplano interior, las principales porciones de la cuenca del río Orinoco con sus extensos Llanos, el Lago de Maracaibo, que es el lago más grande de Sudamérica, y el espectacular Salto Ángel, la catarata más alta del mundo.

El patrón de desarrollo de la república ha sido único entre los países de América Latina en términos de la velocidad, la secuencia y el momento del crecimiento económico y demográfico.

En el siglo XX Venezuela se transformó de una sociedad agraria relativamente pobre a una sociedad rápidamente urbanizada, condición que fue posible gracias a la explotación de enormes reservas de petróleo.

Sin embargo, estos cambios han ido acompañados de desequilibrios entre las regiones y grupos socioeconómicos del país, y las ciudades de Venezuela han crecido debido a una migración masiva y en gran medida incontrolada desde las zonas rurales, así como a la inmigración masiva, en gran parte ilegal, desde Colombia y otros vecinos.

Venezuela, como muchos países latinoamericanos, tiene un alto porcentaje de pobreza urbana, una deuda externa masiva y un patronazgo gubernamental y corrupción generalizados. Los males sociales y políticos de Venezuela se han visto agravados por los desastres naturales como las inundaciones que devastaron secciones de Caracas, La Guaira y otras zonas costeras a finales de 1999.

Por otro lado, la república desde 1958 ha sido más democrática y políticamente estable que la mayoría de las demás naciones latinoamericanas, y sus perspectivas económicas siguen siendo fuertes, particularmente en lo que respecta a la industria petrolera.

La Tierra de Venezuela

El paisaje venezolano incluye altas montañas, selvas tropicales, amplias llanuras fluviales y áridas planicies costeras, todo lo cual proporciona una diversidad de hábitats naturales y una gama de desafíos para la integración social y el desarrollo económico.

La topografía de Venezuela puede dividirse en tres amplias divisiones de elevación: las llanuras de las tierras bajas, que se elevan desde el nivel del mar hasta unos 500 metros (1.650 pies), las montañas, que alcanzan elevaciones de unos 5.000 metros (16.400 pies), y las tierras altas boscosas del interior, con picos dispersos por encima de los 2.000 metros (6.550 pies). Dentro de estas amplias divisiones, se pueden distinguir siete regiones fisiográficas: las islas y llanuras costeras, incluyendo el delta del Orinoco; las Tierras Bajas del Lago de Maracaibo; las sierras de Mérida y Perijá de la Cordillera de los Andes; el sistema montañoso costero (con sus sierras de la Costa y del Interior); los valles y las sierras del noroeste, también llamadas Tierras Altas de Segovia; los Llanos; y las Tierras Altas de Guayana.

Las islas y las llanuras costeras se encuentran en el norte. Incluyen las “Islas a Sotavento” del Caribe, como Margarita y La Tortuga, y varias penínsulas, entre ellas la de Paraguaná en forma de cabeza en el noroeste y, en el noreste, la de Araya y Paria, esta última un dedo de tierra que apunta a Trinidad. Las llanuras costeras se extienden desde la frontera colombiana y el Golfo de Venezuela hacia el este hasta las estribaciones de las montañas costeras, que se rompen en el este por la cuenca del río Unare. Más al este se encuentra el delta del Orinoco, que se abre al Océano Atlántico a través de varios distribuidores (caños); una temprana puerta de entrada al asentamiento del interior, es un área baja, húmeda y pantanosa fuertemente disecada por los arroyos.

[custom-related-posts title=”Articulos sobre Venezuela” none_text=”None found” order_by=”title” order=”ASC”]